ES · FR
 
Star Wars: Al Filo del Imperio

Destino a la aventura, primera parte

Crear un personaje para Star Wars: Al Filo del Imperio

Yo no me metí en esto por la revolución ni tampoco por ti, princesa. Espero que se me pague bien. Lo he hecho por dinero.
—Han Solo, La guerra de las galaxias: Una nueva esperanza

Algunos personajes están destinados a convertirse en leyendas en la guerra contra la opresión Imperial. Algunos están más inclinados a llamar poco la atención mientras amasan fortunas personales. Otros están destinados a huir entre las estrellas para mantenerse un paso por delante del desastre.

En una campaña del juego de rol de Star Wars: Al Filo del Imperio, asumirás el papel de un personaje que actúa en alguno de los lugares más sórdidos de la galaxia de Star Wars. Puedes ayudar a llevar suministros médicos de contrabando a sistemas lejanos. Tal vez te asocies con oficiales Imperiales caídos en desgracia, o traiciones a un señor del crimen hutt y pagues unos buenos créditos a soplones para evitar ser alcanzado por los cazarrecompensas enviados a capturarte.

Al Filo del Imperio presenta una fantástica variedad de aventuras potenciales limitada únicamente por tu imaginación, pero antes de combatir contra tu primer soldado de asalto o pisar tu primera astronave, deberás crear tu personaje.

Comenzamos

En los artículos anteriores, el diseñador Jay Little nos explicó cómo el sistema de dados personalizados del juego y su sistema de Obligaciones se crearon para ayudar a sumergirse en la narrativa de Al Filo del Imperio. Se ha dedicado mucho esfuerzo a asegurarse que las aventuras del juego permiten a los jugadores experimentar los giros del destino, la alta tensión y los alivios cómicos que ayuden a replicar ese “estilo Star Wars” de las películas originales.

Por supuesto, ningún elemento del juego es más importante para la experiencia de un jugador que su personaje. De igual forma, el proceso de creación de personajes en Al Filo del Imperio no sólo se diseñó para ser fácil de utilizar: también ayuda a desarrollar el trasfondo de tu personaje y proporciona formas tanto a ti como al DJ para vincular tu personaje a su mundo de campaña.

Hoy daremos un vistazo a los diez pasos de la creación de un personaje. Al tiempo que lo hacemos crearemos un astuto granuja perfecto para solventar las situaciones sociales más comprometidas que puedan producirse en los lugares más sórdidos de Al Filo del Imperio.

Paso Uno: Determina un concepto de personaje y un trasfondo

Cualquier personaje comienza siendo una idea. ¿Quieres jugar con un contrabandista granuja y arrojado, con un mecánico y piloto rodiano de talento, o con un mercenario al que preceda su reputación de letalidad? Antes de comenzar a apuntar valores, te animamos a que dediques unos momentos a pensar sobre el personaje que quieres crear y de dónde procede este personaje.

Por ejemplo, queremos que nuestro personaje sea un granuja astuto y artero. Imaginemos que nuestros amigos están creando mercenarios especializados en combate y pilotos expertos. Uno de ellos ha creado un droide R2 que debería ser un experto en piratear sistemas de seguridad para robar información o activar aparatos. Aunque Al Filo del Imperio no confina a los personajes únicamente a sus cometidos principales, decidimos equilibrar un poco más nuestro grupo de juego creando un personaje que estuviese más cómodo en situaciones sociales. Queremos que nuestro personaje sea un truhán parlanchín con pico de oro; no tanto un seductor como un mentiroso convincente.

Durante esta fase también queremos plantearnos qué fue lo que hizo que nuestro personaje se convirtiera en el individuo que es hoy. Nadie nace formado por completo. Los individuos se ven influenciados por toda una vida de decisiones y circunstancias, y decidiremos que nuestro personaje comience la campaña habiendo pasado los largos años de su juventud aprendiendo las habilidades necesarias para sobrevivir en los vecindarios más duros y los callejones más oscuros de la galaxia.

Damos por sentado que un personaje como este se interesaría de forma natural por las promesas de fama y fortuna, y estas probablemente sean las motivaciones que le lleven a mayores aventuras. Por supuesto, sabe que esto tiene sus riesgos, pero toda su vida ha estado plagada de riesgos. Seguro que no le intimidan demasiado. De hecho, decidimos que posiblemente sea un tanto arrogante, al pasarse toda la vida siendo más astuto que los demás, y que este exceso de confianza puede ser su mayor debilidad.

Paso Dos: Determina la Obligación inicial

En Al Filo del Imperio, la Obligación representa las deudas que debe tu personaje. Tal y como se explicó en un artículo anterior, la Obligación es un aspecto vital de cualquier personaje. Puede tener efectos muy tangibles en su desarrollo, y todos los personajes comienzan con al menos una.

Aunque es posible ponerse de acuerdo con el DJ para elegir tu Obligación, nosotros decidimos determinar nuestra Obligación de forma aleatoria con una tirada de un dado percentil y consultando la tabla de Obligaciones. Obtenemos un resultado de “47”.

“Deuda: El personaje ha contraído una gran deuda con alguien, ya sea monetaria o de otra clase. Puede que el PJ tenga grandes deudas de juego con un hutt, que deba dinero a la Corporación Czerka por su astronave, que haya disfrutado del mecenazgo de una familia rica, o tenga alguna otra obligación financiera…”

Si nuestro personaje tuviese una astronave, probablemente no hubiese tenido que vivir durante tanto tiempo de forma miserable en los callejones y callejuelas, por lo que eso no encaja.

De igual forma, no creemos que tenga mucho sentido que hubiese disfrutado del mecenazgo de una familia rica. Sin embargo, no sería raro que nuestro embaucador arrogante hubiese acabado acumulando deudas de juego. De hecho, resulta lógico que nuestro mentiroso hubiese tratado de hacer trampas al jugar y que le pillasen. Ahora, para escapar al castigo, tendrá que devolver una deuda de proporciones absurdas.

Paso Tres: Elige la especie del personaje

La galaxia es un lugar populoso, repleto de numerosas especies inteligentes, cada una con sus capacidades y creencias únicas, y tu elección de especie te ayudará a determinar las capacidades y características definitorias de tu personaje. Estas a su vez influirán en el siguiente paso de la creación del personaje, la elección de profesiones.

Tu elección de especie determina los valores iniciales de tu personaje en características como Fortaleza y Astucia, y también determina sus puntos de experiencia (PE) iniciales. Además, proporciona los umbrales de Heridas y Tensión básicos. Una vez elegida, la especie de tu personaje no puede cambiarse.

El reglamento básico de Al Filo del Imperio incluye reglas para ocho especies distintas: Bothan, Droide, Gand, Humano, Rodiano, Trandoshano, Twi’lek y Wookiee. Además de las reglas asociadas con las distintas especies, el reglamento básico proporciona secciones de texto de trasfondo que proporcionan información adicional sobre sus culturas.

Cuando la mayoría de la gente piensa en un rodiano piensa en Greedo, pero la especie es mucho más que eso, como se puede ver pulsando en este enlace sobre el teatro rodiano. Al leer las descripciones incluidas en el reglamento básico de las ocho razas jugables, nos vemos inspirados por la descripción de la violenta historia de Rodia. Es exactamente el tipo de sitio al que nos imaginamos que nuestro personaje llamaría hogar. Allí, con una horda de violentos rodianos listos a volverse contra él a la mínima oportunidad, un personaje raquítico necesitaría ser capaz de pensar en todo momento un par de pasos por delante de sus oponentes.

Así, nuestro personaje se convierte en rodiano, y la elección viene acompañada de varias capacidades específicas de la raza.

Aquí tenemos nuestras características y capacidades básicas, y podremos modificarlas más adelante.

Pasos Cuatro y Cinco: Elección de Profesión y Especialización

Después de elegir una especie, elegirás la profesión y la especialización inicial de tu personaje. La profesión será parte permanente del personaje, mientras que tu especialización inicial puede ser simplemente la primera de las muchas que adquiera a lo largo de su carrera. Ambas son elecciones críticas, ya que establecen la historia y el posible futuro del personaje.

La diferencia más importante entre la profesión y la especialización de tu personaje es la más evidente: las especializaciones son áreas de especialización para un individuo al seguir una profesión específica. Sin embargo, a efectos de interpretación y narrativa, resulta importante plantearse de forma más detallada las distinciones entre los dos elementos.

Mira la hoja de personaje de nuestro rodiano después de pasar por el Paso Tres de la creación de personaje.

La profesión del personaje le lleva por un camino específico y define su dedicación general y consistente a este camino. Su profesión es más que simplemente lo que hace para vivir; es su forma de vida. Engloba sus objetivos, sus pasiones, su entrenamiento y su destino. Las áreas de especialización pueden cambiar con el tiempo, y lo que hace tu personaje para ganarse la vida puede variar de forma drástica con el tiempo, pero en esencia tu personaje nunca abandonará realmente su elección de profesión.

Cada profesión tiene una serie de especializaciones. Éstas están más definidas que las profesiones, y cada una de ellas proporciona una serie de capacidades especiales llamadas talentos, que ofrecen ventajas únicas y permiten a los personajes resolver de distintas formas una situación.

Las especializaciones y talentos se relacionan específicamente con las capacidades que tu personaje probablemente utilice en el día a día, y puedes elegir tu especialización basándote en el tipo de trabajo que llevó a tu personaje a partir de aventuras, o en el tipo de trabajo que hace cada día para ganarse el pan.

Puedes elegir una especialización que no sea de tu profesión, pero para hacerlo tienes que pagar puntos de experiencia adicionales.

Asignaremos a nuestro rodiano su profesión y especialización en nuestro siguiente artículo, y veremos cómo se va volviendo cada vez más distintivo y equilibrado al ir pasando por los diez pasos de la creación de personajes. Hasta entonces, compartid vuestras ideas para personajes de Al Filo del Imperio con otros miembros de la comunidad de nuestros foros.


 

Ver más