ES · FR
 
Arkham Horror: El juego de cartas

Caos en el Clover Club

¿Quién te ha mandado regresar a Dunwich?

“Hace dos siglos, cuando a la gente no se le pasaba por la cabeza reírse de brujerías, cultos satánicos o siniestros seres que poblaban los bosques, daban muy buenas razones para evitar el paso por la localidad. Pero en los racionales tiempos que corren —silenciado el horror que se desató sobre Dunwich en 1928 por quienes procuran por encima de todo el bienestar del pueblo y del mundo— la gente elude el pueblo sin saber exactamente por qué razón.”

–H.P. Lovecraft, El horror de Dunwich.

La primera vez que jugaste a la campaña de El legado de Dunwich, dejaste tu ciudad para investigar las desapariciones de dos de los profesores más respetados de Arkham. La búsqueda se inició en la Universidad Miskatonic de Arkham y el Clover Club, antes de trasladarse a un remoto pueblo al borde de la locura. Pensabas que estabas a salvo, que el caso estaba cerrado... pero Arkham vuelve a pedirte ayuda. Y esta vez, el peligro es mayor que nunca.

Antes de subirte al tren que te llevará de vuelta a Dunwich, deberás regresar a la sórdida Arkham en busca de información. En este artículo vamos a mostrarte una visión más detallada del escenario La casa siempre gana del Regreso a El legado de Dunwich para Arkham Horror: el juego de cartas.

¿Te gusta el jazz?

Entras en el Clover Club en busca del Dr. Morgan. Hay un gran bullicio en este club clandestino, y se encuentra repleto de clientes que buscan relajarse y beber, o hacer negocios. Cómodos sofás de cuero, muebles de caoba y una gran variedad de bellas obras de arte saludan a la clientela, tentándolos a saborear por un momento la vida de los ricos. La fascinante melodía de una cantante y su banda aumenta de volumen a medida que te aproximas al escenario. Gánsteres y hombres de negocios charlan tranquilamente al amparo de la música, jugando a la ruleta y cerrando tratos. Aquí no parece que estés en peligro, pero no puedes permitirte bajar la guardia y desviarte de tu misión; has de encontrar al profesor, tal vez alguien sepa dónde está.

Si bien el club puede parecer acogedor a primera vista, hay nuevos secretos acechando en sus oscuros rincones, esperando a que los explores. Algunas cartas de esta expansión, como el Salón del Clover Club (Regreso a El legado de Dunwich, 16), no son más que versiones alternativas de las que ya conoces de la primera entrega. Para mantener el misterio de tu investigación, el anverso de estas cartas contiene la misma información, números e iconos que sus homólogos anteriores, mientras que el reverso refleja los verdaderos secretos de la carta. No tendrás manera de saber en qué peligros te estás metiendo, sólo queda templar los nervios y abrazar lo desconocido.

En las zonas más oscuras del Clover Club, los ricos y poderosos se mezclan con los delincuentes de los bajos fondos de Arkham, intercambiando grandes cantidades de dinero y negociando acuerdos claramente ilegales. Aunque en este club cualquiera podría ser una amenaza, tú puedes ser tu peor enemigo. Deberás tomar decisiones difíciles y lidiar con las consecuencias de tus actos. Puedes encontrarte en un aprieto y tener que Subir las apuestas (Regreso a El legado de Dunwich, 19), ya sea haciendo trampas, perdiendo 5 recursos para sobornar a un delincuente o añadiendo esta carta de Traición a tu área de Amenaza para llamar la atención de los criminales que te rodean. Pero con Pillado haciendo trampas (Regreso a El legado de Dunwich, 18), tanto tú como los investigadores que sean igual de tramposos deberéis perder 2 recursos y sufrir daño antes de robar otra carta del mazo de Encuentros y enfrentaros a cualquier otro castigo que el destino os tenga reservado.

Una aliada despiadada

Cuando te enfrentes a las crecientes amenazas que acechan en Dunwich, necesitarás todos los aliados que puedas reunir, y en esta expansión hasta los viejos enemigos pueden convertirse en nuevos amigos. Si bien Naomi O’Bannion (Regreso a El legado de Dunwich, 52) anteriormente fue toda una amenaza, en esta expansión sale de las sombras para unirse a tu investigación como una aliada que podrás añadir a tu mazo de Investigador. Mientras la hija del jefe criminal de la banda de O'Bannion esté en tu equipo, ganarás bonificaciones tanto para tus pruebas de intelecto como para el combate, pero su mayor fortaleza reside en su sangre fría a la hora de manipular la bolsa de fichas del Caos en busca de un resultado óptimo. Naomi O'Bannion puede cancelar una ficha de Caos que haya robado durante una prueba de combate o de intelecto y robar una nueva. Esto no sólo le proporciona una segunda oportunidad para obtener éxito, sino que también le garantiza que no repetirá los fracasos del pasado. Después de todo, Naomi es toda una experta asegurándose de que sus socios aprendan de sus errores.

Si bien involucrarse con los O'Bannion puede dejarte en una posición un tanto precaria, las habilidades de Naomi bien pueden merecen la pena aunque decidas incorporar a tus partidas los nuevos Ultimátum incluidos en Regreso a El legado de Dunwich. El Ultimátum de fracaso añade una ficha de Caos de fracaso automático adicional a la bolsa de fichas del Caos, mientras que el Ultimátum de promesas rotas elimina para el resto del escenario la ficha de símbolo arcano de la bolsa de fichas del caos. Ten en cuenta de que el logro Recuérdame que no la cabree, te obliga a derrotar a Seth Bishop (Donde aguarda la perdición, 293) mientras Naomi O'Bannion se encuentre bajo tu control. Aunque esta puede ser una tarea más difícil de lo que te imaginas, puesto que no hay manera de saber qué es lo que ha estado haciendo el Hechicero desde tu primera visita a Dunwich, hace ya tanto tiempo. Además, Bishop puede que ni siquiera sea el mayor de tus problemas, si te conviertes en una carga, la misma Naomi te demostrará que puede ser mucho más mortífera que cualquier otra amenaza que los Mitos pueda llegar a manifestar.

Un as en la manga

Entra en las humeantes salas del Clover Club, reúnete con la familia O'Bannion y cierra el trato que necesites para garantizar la seguridad de tu ciudad mientras juegas al Regreso a El legado de Dunwich.


 

Ver más