ES · FR
 
Battlestar Galactica

Bajo nuevo liderazgo

Un adelanto de Amanecer, la nueva expansión para Battlestar Galactica


Quiero poner a esta flota camino a la libertad.
- Tom Zarek

Recientemente hemos anunciado la publicación de Amanecer, una nueva expansión para Battlestar Galactica: El juego de tablero. Con sus dos tableros adicionales y centenares de cartas y fichas nuevas, Amanecer invita a los jugadores a emprender misiones desesperadas, lidiar con la amenaza constante de un motín y negociar con líderes cylons que tienen sus propias motivaciones personales.

A medida que se acerca la fecha de publicación de Amanecer, iremos compartiendo con vosotros una serie de artículos en los que hablaremos de las nuevas mecánicas, personajes y desafíos que encontraréis en esta expansión. Hoy vamos a empezar con un análisis más detallado de la novedosa mecánica del Amotinado, que confiere a la tripulación de Galactica un surtido de potentes capacidades nuevas... por un precio. También conoceremos a un maestro de la sedición, el solapado Tom Zarek, y explicaremos por qué su hoja de personaje alternativa lo convierte en la opción ideal para todo jugador que tenga problemas con la autoridad.

Reparto de poder

Un motín es, en muchos aspectos, una cuestión de perspectiva. Si se lleva a cabo con éxito, constituye el derrocamiento legítimo de un líder peligroso o despótico por el bien de la tripulación y del resto de la flota. Pero si fracasa, se considera un delito castigado con una ejecución sumaria. Al fin y al cabo, como ya dijo una vez Tom Zarek, “la verdad la cuenta quien queda en pie”.

En el complejo y proceloso entorno político de Battlestar Galactica, esta diferencia es aún más crucial. En el peor de los casos, un Presidente o Almirante controvertido podría ser un cylon a la espera del momento oportuno para infligir daños irreparables a la causa de la humanidad. Y aun cuando vuestros líderes sean humanos, su buen juicio podría verse nublado o quizá se les suba el poder a la cabeza. Con tanto en juego, ¿hay alguien en quien se pueda confiar para cederle el mando?

La mecánica del Amotinado se inspira en los acontecimientos de la cuarta temporada de la serie de televisión, y representa el colapso de la estructura de mando sometida a una tensión y desesperación abrumadoras. Este nuevo sistema reemplaza las reglas del Simpatizante del juego básico, y consta principalmente de dos componentes nuevos: un mazo de 22 cartas de Motín y la carta de Lealtad “Eres un amotinado”.

Echemos un vistazo primero al mazo de cartas de Motín. Estas cartas proporcionan capacidades especiales que se pueden realizar como acciones de juego. La pega está en que cada carta de Motín acarrea además un efecto negativo (al menos para los humanos). Enviar un mensaje obliga al jugador que la utiliza a dañar Galactica para efectuar un potente disparo contra un grupo de abordaje cylon, mientras que Un riesgo necesario procura alimentos muy necesitados a la flota... pero también coloca una Estrella base y 3 Incursores peligrosamente cerca. Con Hacer un trato, cualquiera puede disfrutar de los privilegios reservados exclusivamente para el Presidente, y como ejemplo final, Sólo los fuertes sobreviven puede hacer que la flota avance sacrificando para ello una nave civil. En cierto modo, las cartas de Motín son como cartas de Quórum para la gente de a pie. No todos podemos ser el Presidente, pero de vez en cuando sí podemos probar un poco de su poder.

La virtud de la templanza, también en un motín

Visto lo visto, ¿por qué no hacer acopio de cartas de Motín para utilizarlas a placer? Pues porque no es tan sencillo. Los asuntos ilícitos descritos en las cartas de Motín deben llevarse a término con sumo cuidado, lejos de la atenta mirada de quienes ostentan el mando. Para realizar un sabotaje con éxito, aun siendo por el bien de la flota, hay que ser discreto y medir cada movimiento con cautela. Un exceso de actos de insurrección (o incluso conversaciones sobre la misma) en un corto periodo de tiempo puede atraer la atención del alto mando, y eso significa dar con tus huesos en el calabozo.

Por lo tanto, cada jugador solamente puede tener una carta de Motín en todo momento (a excepción del Amotinado, papel que discutiremos más adelante). En cuanto un jugador roba una segunda carta de Motín, debe descartar una de ellas (a su elección) y después su personaje es enviado a la Prisión acusado de conspiración.

En consecuencia, las cartas de Motín suponen una tentadora propuesta, arriesgada y provechosa a la vez. No se puede ignorar su potencial para beneficiar a la humanidad, pero aferrarse a una de ellas implica vivir bajo la amenaza constante de ser encarcelado. Por desgracia, uno de los únicos medios para deshacerse de las cartas de Motín es utilizarlas, y sin embargo hay numerosas formas de recibirlas... tanto si las quieres como si no.

 Muchas cartas de Crisis de Amanecer obligan a los jugadores a robar cartas de Motín a modo de penalización. Conseguir apoyo, por ejemplo, puede hacer que el jugador actual robe una carta de Motín y una carta de Traición, ¡mientras que Encuentros clandestinos puede imponer esta penalización a un jugador inocente! Las cartas de Traición también pueden causar la adquisición inesperada de una carta de Motín, y habida cuenta de que cualquiera puede verse obligado a robar una en cualquier momento, los jugadores más prudentes saben que la cantidad más segura de cartas de Motín que pueden tener es ninguna.

La nueva plancha de localizaciones de la Colonial Uno que viene en la expansión Amanecer incluye la Sala de Prensa, donde los personajes pueden airear sus trapos sucios y deshacerse de la pesada carga que suponen las cartas de Motín. Haz clic en la imagen para ampliarla.

Problemas con la autoridad

Algunos miembros de la tripulación quieren derrocar a sus líderes y no les importa que se sepa. Estos descontentos viven al límite, exhibiendo abiertamente su desprecio por la autoridad. Puede que en el fondo de su corazón quieran lo mejor para la humanidad (o no), pero están hartos de la estructura de mando actual y de lo que perciben como una negligencia o incompetencia que les puede costar la vida a todos.

La nueva carta de Lealtad “Eres un amotinado” representa a un alborotador que tiene menos reparos que sus camaradas de la tripulación a la hora de insubordinarse. Este agitador de masas está dispuesto a tomar cartas en el asunto personalmente, y está más que capacitado para eludir las consecuencias.

Cuando se forma el mazo de Lealtad al principio de una partida con la expansión Amanecer, los jugadores deben sustituir la carta “Eres un simpatizante” por la carta “Eres un amotinado”. Y como el Amotinado roba inmediatamente una carta de Lealtad (después de la carta que lo identifica como Amotinado), ¡puede ser tanto un humano como un cylon encubierto! Esto significa que, por si no tenían ya bastante, el bando humano se enfrenta ahora a otro dilema: hay un insurrecto entre sus filas, pero... ¿obedece su sedición a una preocupación genuina por el bienestar de la humanidad, o se trata de una conveniente fachada para los planes secretos de los cylons?

En cualquier caso, el Amotinado puede robar una carta más de Motín que todos los demás jugadores antes de ser enviado a la Prisión, por lo que se beneficia en todo momento de las ventajas al tiempo que se mantiene relativamente a salvo de sus repercusiones.

Por otro lado, el Amotinado roba estas peligrosas cartas con mayor frecuencia: cada vez que el jugador que tiene la carta de Lealtad “Eres un amotinado” roba en su turno una carta de Crisis que contiene el icono de preparativos para el salto, ¡debe robar inmediatamente otra carta de Motín!

El amotinado definitivo

Pese a que algunos jugadores consideren que la carta “Eres un amotinado” es una carga más que una ventaja, sin duda habrá otros que disfruten interpretando este papel. A los jugadores que opinen de este modo les presentamos el amotinado definitivo, Tom Zarek. Infame por su astucia y ambiciones políticas, Zarek regresa con una hoja de personaje alternativa, una versión como líder militar. Las “Medidas necesarias” de Zarek le otorgan un control inigualable del mazo de Motín, y su capacidad de un solo uso, “Abuso de poder”, le permite utilizar la carta de Motín más conveniente (para bien o para mal) en el momento decisivo.

Nunca ha habido tanto en juego, y no hay cabida para errores de liderazgo. Cuando no se puede confiar en los oficiales al mando, ¿es el motín la única opción? ¡Averígualo con la expansión Amanecer para Battlestar Galactica: El juego de tablero!